Para México, la suspensión de Rusia del Consejo de DDHH puede «fracturar» la ONU

El canciller de México, Marcelo Ebrard, consideró este sábado que la suspensión de Rusia en el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas «sin que se haya hecho la investigación que procede de acuerdo a lo que son los documentos de la ONU» es «un hecho preocupante» que «puede llevar a la fractura» del organismo.

«Estamos ante un escenario desconocido y riesgoso», advirtió este sábado a la tarde Ebrard durante una entrevista en el programa La Pizarra, de radio AM750, que conduce Alfredo Serrano Mancilla, sobre la decisión de suspender a Moscú del Consejo de DDHH, y calificó la medida como «un hecho sin precedentes» que puede derivar en que se inicie un «proceso de exclusión de la ONU de uno de los miembros permanentes del Consejo de Seguridad» desde 1945.

«Nosotros (por México) hemos propuesto, con otros países, que se haga la investigación que procede de acuerdo a lo que son los documentos de la ONU y, si hay crímenes de guerra, tendríamos que aplicar todas las sanciones que se establecen en la carta de la ONU y en la legislación. Pero se quiere votar la exclusión sin que se haya hecho esa investigación», cuestionó.

Ebrard, que es secretario de Relaciones Exteriores (equiparable a canciller) del gobierno de Andrés Manuel López Obrador (Movimiento de Regeneración Nacional, centroizquierda) ratificó de ese modo el voto de su país durante la Asamblea General de la ONU del último jueves, en la que 58 países, entre ellos México, se abstuvieron de votar la suspensión de Moscú.

El apartamento de Rusia del Consejo de Derechos Humanos se sometió a votación en el órgano deliberativo de la ONU a partir de una iniciativa impulsada por Estados Unidos y sus aliados, tras denunciar una matanza de civiles en la localidad ucraniana de Bucha, cercana a Kiev, la capital.

El cuerpo aprobó la medida con 93 votos a favor, entre ellos los de Argentina, Chile y Uruguay; 24 en contra -entre los que estuvieron China, Bolivia y Cuba-; y 58 abstenciones, como México y además Brasil, Sudáfrica e India, en estos últimos tres casos integrantes del bloque de países emergentes BRICS.

«Eso es un hecho sin precedentes y es preocupante, porque se empieza un proceso de exclusión de uno de los miembros permanentes del Consejo de Seguridad, lo cual puede llevar a la fractura de las Naciones Unidas que conocemos desde el año 1945 hasta ahora«, reiteró el canciller.

«Las violaciones a los derechos humanos muy graves en la guerra en curso en Ucrania», remarcó el diplomático, deben ser investigadas según los procedimientos y reglamentación de las Naciones Unidas, en particular la carta de la propia ONU que entró en vigor el 24 de octubre de 1945, para luego, en caso de comprobarse, aplicar «todas las sanciones» que se establecen allí.

Por otro lado, Ebrard aseguró que el principio de no intervención al que responde México está en relación con la historia del país pero también con el futuro que busca proyectar.

«La resistencia mexicana a involucrarse en mucha de las aventuras violatorias que hemos vivido en los últimos años se debe a la historia, y también obedece a una mirada hacia el futuro», manifestó.

En la misma línea, se interrogó: «¿Qué nos garantizaría que haya una aplicación universal y equitativa de esa gobernanza global que implica el planteamiento de abandonar la no intervención? Nada, entonces no veo condiciones para que México cambie de postura».

De cara a la consulta popular del domingo sobre el revocatorio de mandato de López Obrador, sostuvo que la confirmación de la continuidad de un Gobierno es un elemento esencial para reafirmar la soberanía de un país.

Consulta popular en México

Este domingo, los mexicanos decidirán si López Obrador, quien se encuentra en la mitad de su período presidencial y según un sondeo realizado a inicios de marzo por el diario El Financiero cuenta con el 54% de aprobación, concluye o no su mandato en 2024, cuando terminaría oficialmente.

La pregunta de la consulta popular, aprobada por el Congreso en 2019, dice: «¿Estás de acuerdo en que (nombre), presidente/a de los Estados Unidos Mexicanos, se le revoque el mandato por pérdida de confianza o que siga en la Presidencia de la República hasta que termine su periodo?».

Ebrard consideró que López Obrador representa la «revuelta contra los privilegios», que «al haber encabezado ese hastío respecto a los privilegios de manera fiel, consistente y creíble, no hay otro como él» en el escenario político de México.

«No va a perder el revocatorio por la consistencia de su gobierno, el apego de lo que hace con lo que prometió en su campaña, y la presentación de buenos resultados», aseguró.

«Esperamos un resultado favorable en virtud de la aceptación que tiene el presidente con la gente, la derecha dice que este hecho no tiene importancia, pero claro que la tiene porque estamos cambiando la naturaleza del sistema», agregó.

Todos los partidos de oposición rechazan este procedimiento que consideran un «acto de promoción personal» del mandatario y a cambio pretenden que termine su sexenio, mientras cuestionan las políticas y resultados de la actual gestión.

Scroll Up